¡Yo también soy diferente!

La autoestima es uno de los componentes principales de la felicidad. De hecho, para ser felices necesitamos sentirnos queridos y, para querer de forma adecuada a los demás, primero debemos querernos a nosotros mismos y estar a gusto en nuestro entorno. Pero ¿cómo podemos conseguir tener una buena autoestima?

Lo más importante es aceptarnos como somos. Para ello, necesitamos recibir de los adultos que nos rodean una imagen positiva. También debemos sentir que nuestras habilidades son reconocidas y valoradas, pero aceptando nuestros los errores como algo natural.

Este libro nos cuenta las historias de unos personajes muy diferentes, pero que igual sí que se parecen a nosotros en algunas cosas. Porque todos necesitamos sentirnos bien en nuestro cuerpo, y percibir que somos necesarios e importantes y que podemos tomar ciertas decisiones sin miedo a equivocarnos.

Lee las historias de este libro y descubre que todos somos diferentes y maravillosos, y que sin nosotros el mundo no sería el mismo.

Incluye consejos prácticos para familias y educadores.